Testimonios de Lactancia... una historia para cada mamá!

Contacto Madremia

Publicado el 01 agosto 2020

Testimonios de Lactancia... una historia para cada mamá!

Comenzando el mes de Agosto en que celebramos la Lactancia Materna, una vez más queremos compartirles historias reales de lactancia, madres como tú y yo, y su experiencia única frente a ella.

Como siempre les hemos dicho, cada historia es distinta, única y especial, y cada mamá la vive como mejor le parece, con amor, dedicación y paciencia. A todas las madres en etapa de lactancia y a las que pronto lo serán, les dejamos estas líneas llenas de historias, sentimientos y emoción...

 

"La lactancia sin duda es un acto de amor si no no me explico como funciona. En mi caso no ha sido una gran experiencia, sentí muchísimo dolor al principio con la guagua bien acoplada, con asesoría y con todo. Un dolor que no voy a olvidar. Nunca imagine que podía doler, nunca nadie habla de eso. Se habla de dolor de parto, de contracciones pero no de las posibles complicaciones de la lactancia. Fui insistente y hubo un comentario que me hizo sentido y me envalentono "apropiate de tu lactancia, tienes el poder" y así ha sido me apropie, sanaron las heridas y comenzó a fluir...Lo que antes era muy difícil hoy se me hace cotidiano y puedo dar teta hasta parada. Me alivia saber que si llora le pongo la pechuga, pk quizás es hambre, quizás es regaloneo, quizás es estar cerca... me alegra haber sido insistente y poder vivir la experiencia sin embargo definitivamente defiendo todo tipo de alimentación que puedas darle a tu hij@. Se que lo intentas de la mejor manera y si no se logra de una forma se logrará con relleno. Con mi hijo de la única forma que logramos esta LME fue a nuestra manera completa y absolutamente alejados de lo que dije la teoría, desacoplados y desordenados 🥰"

- Alison y Balti - 

 

 

"El gran tema: Hasta cuando Dar Pechuga a tu Guagua?
Tengo tres niños, una princesa de 10! Un niño de 6 y mi punto Vicente de 5 meses.
A los dos primeros les di más de 10 meses y quede con las pechugas hasta el suelo. Pero no me arrepiento del cansancio ni de las mordidas por juego, sin niños sanos y jamás tuve algún problema con la lactancia. Mi tema puntual EL PUNTO, tan rechico y le salieron los dientes, me duele y la verdad que la paciencia y el cansancio no es el mismo de hace años atrás, esta ves pretendo dar menos, primero dije hasta los 4 meses, ya voy camino a los 6 y no me atrevo aún a destetar, compre mamaderas, chupete y no le gusta ninguno, estoy con cuchara y es la única solución. Uno propone pero Dios dispone. Jamás pensé que me costaría tanto, ha sido un tema. Espero encontrar la Fórmula pero como por ahí dicen, cada Niño es distinto y su trato debe ser completamente personalizado."

 

- Paula y Vicente - 

 

 

"Desde que me quedé embarazada tuve decidido que quería dar pecho. Pensé que era tan fácil como natural y que no me costaría ningún esfuerzo pero no fue así. Mi relación con la lactancia no fue tan buena porque nunca pude cumplir con las expectativas que yo misma tenía y con las exigencias que sentía de los demás: exigencias desde las imágenes perfectas sobre lactancia en redes sociales y exigencias desde el hecho de que la leche materna es lo mejor. Estoy de acuerdo con que la leche materna es lo mejor, pero también es lo mejor que la madre esté bien. Yo durante 3 meses conseguí dar lactancia mixta, mintiéndome a mí misma diciéndome que le daba 50/50 cuando mío, en realidad, le daba bastante menos, pero insistí porque tenía que darle lo mejor a mi hija y porque si no te sale suficiente leche parece que algo estás haciendo mal. Mi hija pasó 13 días en la UCI desde que nació y ahí fui día y noche cada 4h hasta que no pude más de cansancio, después probé con asesoras de lactancia (porque tenía que salirme leche a toda costa),  superé una mastitis y mientras pasaba todo eso me sentía cada vez más culpable e invisible para el resto. Hasta que hablando con una doctora en una revisión dermatológica de rutina me felicitó. Me felicitó por  haber sido fuerte, por haberle dado un poquito de leche a mi hija el tiempo que pude, por haberle querido dar lo mejor y por haberlo intentado a pesar de todo lo que había pasado. En ese momento se me quitó un peso enorme de encima y pensé: no lo he hecho tan mal. Y ahí aprendí que cada experiencia de lactancia es un mundo, que cada maternidad también y que si la madre está bien el hijo estará mejor."

 

- Belén y Sofi - 

 

 

"Para mi, una de las cosas más difíciles en la maternidad es la lactancia, lejos!
El acople, las heridas, estará mi guagua subiendo de peso?, libre demanda, toma con horarios. Que será correcto? Estaré haciendo bien?
Después uno va aprendiendo, que como mucho en la maternidad, no hay regla.
Para mi primera hija, Anastasia, me organice con horarios. A cada 3 horas comía. Pero tuve un post parto muy intenso (internamente), y debido a eso afectó la lactancia. A los 6 meses se me secó la leche.
Nicolás, mi segunda guagua, tiene 9 meses y sigue tomando. Libre demanda. Un post parto mucho más fácil y "tranquilo". Tranquilo entre comillas porque pasaron cosas externas. Pensé que el estallido social podría afectar (Nico nació el 19 el octubre mientras se incendiaba Chile, yo corría a la clínica con contracciones). Después empezó todo lo de la pandemia, y también pensé que el encierro podría afectar la lactancia. Y nada..."

 

- Elo y Nico - 

 

"A mis 23 años me enfrenté a mi primera lactancia sin tener mucha información ni alternativas siempre lo vi como la única posibilidad de alimentar a mi hijo y solo seguí mi instinto sin cuestionar si funcionaria o no, no fue fácil al principio pero luego caímos en una complicidad infinita que nos envolvió hasta sus 10 meses,  recuerdo la etapa con mucha satisfacción, con mucho placer de saber que juntos podíamos enfrentar al mundo, hoy con 32 años  me preparo para la llegada de mi segunda hija , quiero que sea una etapa donde podamos disfrutar y conectarnos, me he podido informar, leer y estudiar para vivir el proceso de la mejor forma, soltando expectativas y confiando en que la lactancia es mucho más que alimento."

 

- Cami y Matilde (en camino) - 

 

"Con mi tercera guagua después de 2 hombres tenía aprensiones de que no iba a ser buena para tomar por ser mujer... Y sin quererlo y sin haberme preparado ni nada nunca tuve ningún problema para amamantar, la leche me bajó perfecto, sin dolor, nunca me puse una crema ni tuve grietas, creo que soy afortunada por eso! Lo que sí ha sido distinto en las tomas de una mujer, con una pechuga queda llena pero al ratito quiere más... Muchas veces me encuentro con una pechuga mega congestionada y la otra vacía. Trato de ser metódica con las tomas para que vacíe ambos lados, pero no me resulta mucho... En fin, ahora en cuarentena ha sido exquisito, tan fácil y alivia cualquier cosa! creo que seguiré dando por muuuucho tiempo más, ya que al paso que vamos no volveré nunca a la pega, y con mis otros hijos me pasó que cuando vuelves a la pega automáticamente se te corta la leche..."

 

- Maca y Mila - 

 

 

Testimonios de Lactancia MaternaTestimonios de Lactancia MaternaTestimonios de Lactancia MaternaTestimonios de Lactancia MaternaTestimonios de Lactancia MaternaTestimonios de Lactancia Materna

 

Si quieres leer más testimonios puedes ver nuestro post previo AQUI!

Más post